miércoles, 29 de abril de 2009

En apoyo a la cacerolada

Con la cazuela y el palo
va a reclamar el cubano
un derecho elemental
que le secuestra el tirano

El derecho de viajar
todos damos por sentado
en este mundo global
del que el cubano está aislado.

Para que le puedan poner música, les pongo a continuación la canción tradicional original en la que me he inspirado (aunque soy de las que piensan que por culpa de tanto "guateque" estamos como estamos):

11 comentarios:

Puchungurria dijo...

Hola Rosa, estoy desde hace mucho tiempo por visitarte, te he leido en blog de amigos y ahora al fin me dio el brinco y veo que escribiste del derecho de viajar, casualmente yo tambien un poquito, cuando puedas llégate por allá.
Saludos

Diliviru dijo...

Con todo y cubrebocas acompañaremos el cacerolazo :)

Saludos amiga

MARISELA dijo...

Uyyyyy Rosa..qué recuerdos me traes a estas horas!!!!!! Yo no sabía bailar muy bien casino, pero trataba de menearme como mis amigas , lo que pasa es que ellas tenían pandero y yo no jejeje. Bueno es una alegría ver esos vídeos tan antiguos gracias al youtube, como diría Estelvina ¡me encantaaaa!.
La poesía está muy lograda y divertida, como todo lo que hace el cubano, que le saca la gracia a todo.
Un besito.

Rosa dijo...

Hola Puchun, gracias por pasar, ya me llego por tu casita.

Dianita, eres genial. Cuidateme mucho cielo, no dejo de pensar en ti y tu familia, y en todo tu pueblo lindo. Y que se va extendiendo al mundo entero esa cosa rara. Sigo rezando para que pase pronto. Un abrazo fuerteee (con cubrebocas claro, jeje).

Rosa dijo...

Hola Marisela, que tal por Huelva?

Chica, es que leyendo comentarios por ahí vi uno que decía que los cubanos no estaban para romper ollas ni sartenes, que costaban mucho, y otro le respondía que con una lata y un palo daba igual, y me trajo a la mente la canción, que no soy capaz de bailarla, pero me encanta.

Lo otro es que aunque muchos digan que es tontería referirse sólo al derecho a viajar cuando hay tantas otras violaciones flagrantes, yo pienso que ya es mucho atreverse a pedir algo que tienen hasta los países más pobres y desheredados del destino. Yo creo que hoy por hoy sólo Cuba y tal vez Corea sufren tales restricciones. Es el colmo que teniendo el dinero, y el visado de otro país un gobierno te tenga que dar permiso de salida. Eso hace patente la condición de prisionero del cubano en la isla, por eso me parece muy bien que exijan ese derecho. Además, por algo se empieza.

Bueno, pero a gozar con la musiquita, que también viene bien. Un abrazo amiguita.

Cero Circunloquios dijo...

Si están por Miami, el viernes a las 8:30 pm, estaremos sonando nuestras cazuelas en el Parque de la Cubanidad en Flagler y la 17 Avenida.....
Niurki

Teresa Dovalpage dijo...

¡Buenísima idea y excelente rima! Tiene mendó. La cacelorada es un instrumento de insurección popular. Como Marisela, yo tampoco tenía pandero, jajajá, así que ni siquiera intentaba el meneo casinero...Y ojala´estuviera en Miami para acompañar a Niurki en la cacerolada. Aquí en taos ni lo intento no sea que me lelven a la estación de policía por escándalo público...

Rosa dijo...

Hola Niurki, que buena idea han tenido. Que lástima estar tan lejos. Como a Tere, si me pongo a escandalizar aquí me tomarían por loca o delincuente. Pero me alegra mucho saber que en la otra Habana hay tanta gente linda. Que suenen los sartenes!!!

Cero Circunloquios dijo...

Hola Rosa,
Pueden ustedes hacer lo mismo en España y así somos más los que apoyaremos a Yoani y los demás...
Niurki

Cero Circunloquios dijo...

Rosa, escribi mi mensaje anterior sin leer el tuyo. Hubiese sido rico que se reunieran los cubanos de todas las ciudades del mundo y formaran pachanga cacerolera.. jejeje Pero igual entiendo...
Niurki

Rosa dijo...

Niurki, compruebo con decepción aunque sin sorpresa que la cacerolada de La Habana tuvo poco "eco". En cambio veo satisfecha que si sonaron los sartenes en Miami, y los felicito por ser la voz de los que no se atreven. Un bezaso.

Archivo del blog