martes, 16 de septiembre de 2008

(In)certidumbres

¿Que será de Cuba? Cómo se recuperará de este ciclón que le ha puesto la tapa al pomo al otro huracán permanente? ¿Para cuando ese futuro luminoso que anhelamos? ¿Cuánto más vivirá el dinosaurio? ¿Cuanto lo sobrevivirá el hermanísimo? Y cuando por fin estemos libres de ellos, ¿seremos capaces de ponernos de acuerdo, de dejar a un lado las diferencias, los rencores, los ultrajes, y llegar a la reconciliación de hermanos forzados a odiarse y acostumbrados a desconfiar unos de otros?

No tengo mi bola de cristal, tal vez me la confiscaron en la aduana al salir, no lo recuerdo. Tengo sin embargo la certeza de que amo a mi país y sobre todo a su gente, a todos aquellos que conozco y me conocen de cerca, de toda la vida. Unos hemos sido más cobardes, otros menos, pero de mis conocidos sólo uno está preso (uno de los 75 periodistas encarcelados durante la Primavera Negra). No era más que un compañero de trabajo de los que saludaba al pasar, pero al enterarme de su situación por el blog de Yoani en un post que le dedica me estremecí de pesar por aquel hombre con fama de buen traductor-intérprete, que viajaba a muchos eventos y vivía muy bien, y sin embargo tuvo el coraje de manifestar su descontento, lo que le costó su inmediata expulsión de aquel antro facistoide en el que yo logré navegar sin pena ni gloria por 7 años, y del que al final salí sancionada sin haberme nunca enfrentado abiertamente.

Sin embargo, aún después de haber podido hacer un modesto aporte (gracias a la iniciativa del SOS lanzado por los organizadores del evento de bloguers cubanos en su blogacción) con la esperanza de que signifique algo si muchos más hacen lo mismo y si no les ponen demasiadas trabas para llegar a los que más auxilio necesitan, la incertidumbre sigue nublando mi horizonte lejano, aquel que no se ve ni se huele desde aquí, pero igual duele.

5 comentarios:

Vana dijo...

Esas mismas preguntas me las he preguntado por 46 años, hasta cuando! cuando me fui de Cuba mi madre me dijo, no te preocupes esta se acaba pronto y pronto volveras, por muchos años recuerdo mi suegro en nochebuena levantar la copa y decir, el año que viene en Cuba, hace años ya no lo dice, el huracan Castro continua acabando con la isla, lo triste es que solo a nosotros nos importa.
Estamos totalmente solos.

Diliviru dijo...

No Vana no solo a ustedes les importa, te juro que hay varias personas que nos importa y los llevamos en nuestro corazon. Entiendo esa impotencia, pero solo me queda decirte que estoy contigo, que en la medida de lo posible hacemos un poquito para difindir estos horrores y que aunque asi parezca no hay mal que dure cien años. Animo muñeca.

Rosi, buen post, muchas preguntas muchas respuestas y un vacio en el alma... Pero igual sabes que estoy contigo, tambien he ayudado como tu y pues mis oraciones siguen contigo, con agu sus familias, los chicos de la blogosfera y con los que se han quedado en la isla. Animo tambien amiguita linda

Vana dijo...

Diliviru:

No sabia eras Mexicana, gracias por querernos y ayudarnos, pero creeme hay muy pocos como tu, me alegra te interese nuestra causa hace falta mas gente buena como tu que entienden por lo que esta pasando el pueblo Cubano, no es facil!

Recibe de mi un abrazo fraternal querida hermana.

ACRey dijo...

Hola a todas¡¡
Yoana, muy bien escrito.
¡Sentido!
Un abrazo¡

Yoana dijo...

Vana ya ves, que aunque pocos, hay gente linda por ahí que se conduele de nuestra tragedia. Diana, eres especial, es cierto que son pocos los que se preocupan por la isla secuestrada, hace ya tanto tiempo! Pero es un gran consuelo ver que algunos nos acompañan en este dolor sin fin (que algún día tendrá que llegar el final, por supuesto).

Accrey que bueno verte por aquí otra vez, y por tu blog reactivado.

Abrazos a los tres!

Archivo del blog