martes, 8 de julio de 2008

La confusión del diploma

Hago mi recorrido matutino por los blogs - levantandome una hora antes de lo habitual, como supongo le pasa a casi todos - y aunque hay mucho que comentar, tantas cosas bien escritas, tanta foto preciosa de viajes por el mundo, lo que más me impresiona es el post de Yoani sobre el diploma que acaba de recibir su Teo, con la estampa del "Abominable" como fondo. Eso me hace recordar lo que me dijo mi madre cuando empezó la enfermedad del dictador más longevo de la historia moderna: "ese señor es el Coco, y tienen que seguir utilizando su imagen para mantener tranquilo al ganado porque si no se destapa la olla". En fin, creo que huelgan los comentarios. Voy a vivir mi dia con el regocijo de confirmar que libré a mi hija de tanta ignominia, y el pesar de no poder librar a muchos otros niños que quiero bien. Por difícil que sea la vida del inmigrante - o transterrado, como dice un bloguero genial que leí hace unos minutos -todo vale con tal de soltar las cadenas, y la moral si es relativa como dice Algodar, incluso para los que lo niegan. Cada cual reacciona según sus circunstancias, pero ello no debería impedirnos ver que el enemigo es uno solo: no el viejo exiliado, ni el balsero, ni el "imperialismo", solo el gran manipulador que todos conocemos.

6 comentarios:

Aguaya Berlín dijo...

Voy a leer a Yoani enseguida.........

Saludos, Ana!!!!!

Yo Ana dijo...

Terrorífico el diploma Agu, ya verás. Besitos,

Ana

Aguaya Berlín dijo...

cuando lo vi, me eché a reir, pensando en la cara que habrá puesto Yoani cuando lo vió :-)

No se lo habrán hecho particularmente "para ella". Y ahora lo sabe medio mundo... jajaja

Aguaya Berlín dijo...

Lo del "no se lo habrán hecho..." es una pregunta, se me pasó el "?"

Ernesto G. dijo...

Acabo de descubrir tu blog. Estudie lengua y literatura inglesa en Cuba. Tu tambien?

ACRey dijo...

Leí el post del diploma y desde luego es para enmarcarlo. Increíble. De esas ideas está repleta la educación cubana. Salen al final muchos médicos e ingenieros pero con la cabeza trastocada o acristalada, hasta que se rompe la veda en los centros de trabajo: la vida real.
Saludos a todos¡¡

Archivo del blog